3 jul. 2010

General pasó revista a brigadas acorazadas

El comandante en jefe del Ejército, general Juan Miguel Fuente-Alba Poblete, acompañó durante el recorrido por las unidades militares al ministro Jaime Ravinet y a los diputados de la Comisión de Defensa.

El uniformado, que ejerce el cargo desde el 10 de marzo del presente año, valoró la integración de las Fuerzas Armadas en los planes de emergencias ante catástrofes naturales, así como también el desarrollo de las brigadas acorazadas apostadas en la zona norte del país.

- ¿Cómo nace la idea de incorporar al Ejército en la creación del plan de emergencia regional?

- Cuando tuve la oportunidad de visitar la VI División de Ejército pude hablar con la intendenta Luz Ebensperger y ella me había comentado con anterioridad su intención de incorporar de lleno en los sistemas de planificación ante emergencias en la región, a los sistemas de planificación que tiene el Ejército acá, cosa que en definitiva se materializó. Ustedes pudieron ser testigos de las previsiones ante una catástrofes como las del ejercicio realizado en Iquique. Creo que la experiencia es extremadamente buena. Tuve la oportunidad de hablar con el comandante (VI División de Ejército), Sergio Béjares, sobre el particular, y todas las lecciones aprendidas en este ejercicio sirven al sistema de planificación del Ejército aportando a la intendenta para mejorar las previsiones en caso de catástrofe.

- ¿Por qué se invitó a la Comisión de Defensa en este recorrido a las unidades militares?

- Tradicionalmente todos los años el Ejército invita a las comisiones de Defensa de ambas corporaciones del Congreso a visitar determinadas unidades para tener un contacto más directo con lo que son los desafíos futuros e inmediatos del Ejército. En esta oportunidad hemos querido que la comisión venga a la zona de la VI División de Ejército para que puedan tomar contacto en terreno del desarrollo de las brigadas acorazadas que han venido paulatinamente, hace 4 años, completándose paso a paso, con una tecnología nueva, con instrumentos importantes que ha implicado muchos desafíos para sus profesionales, especialmente en los procesos de capacitación.

Por eso nos parece de gran importancia que a esta región vengan a verificar en terreno los avances del Ejército en esta materia, especialmente aquellos parlamentarios que vieron esto en proyectos ahora convertidos en realidad.

- ¿Está planeado adquirir más tecnología?

- Lo que se tiene previsto es que lleguen algunos elementos para la conformación de los sistemas operativos de las características de las brigadas acorazadas.

Escuela de Caballería Blindada

- A un año de la instalación de la escuela de Caballería Blindada, ¿Cuál es el balance de la decisión? - La evaluación de trasladar la escuela desde Quillota es muy positiva. Creo que ha sido muy importante la decisión tomada en su oportunidad, por las características del escenario, del material, de la capacitación que realiza esta escuela respecto a tripulaciones. Se ha incorporado otras responsabilidades, que tienen que ver con los sistemas de simulación para tripulaciones de tanques, también la responsabilidad de formación y capacitación de tripulaciones de infantería blindada, de M109, material de artillería. Esa es una responsabilidad que le viene, y tiene los espacios suficientes y las interfaces para conectar la simulación de la brigada acorazada y ese es un paso muy importante. Eso no se podría llevar a efecto de tener la Escuela de Caballería Blindada en Quillota. - ¿Por qué no se instaló la Escuela de Caballería Blindada en el Fuerte Baquedano, siguiendo la política de retirar las unidades militares de las ciudades? - Un instituto, como una escuela que tiene una gran dotación de alumnos, de profesores, una fuerza de oficiales y cuadro permanente grande, con familias, hijos en etapa escolar, lo ideal es que se encuentre cerca de centro urbanos poblados para realizar actividades propias de la vida cotidiana: niños al colegio, actividades de salud, supermercados y por eso era importante que estuviera en Iquique.

César García K.

No hay comentarios: