30 abr. 2010

En Concón fue recibida nueva aeronave de exploración aeromarítima (Info Oficial)

Con la llegada de la primera de las tres aeronaves multipropósito en el marco del Proyecto “Alcatraz”, la Aviación Naval comienza su proceso de renovación de aeronaves de ala fija.

Imagen

Éste es el primero de los tres aviones de exploración aeromarítima CASA C-295.

Valparaíso. Dirección de Comunicaciones de la Armada. En el marco del plan de renovación de material naval que ha llegado al término de su vida útil, esta mañana se realizó la ceremonia oficial de recepción del primero de los tres aviones de exploración aeromarítima CASA C-295.

La actividad, realizada en la Base Aeronaval "Viña del Mar", en la comuna de Concón, fue presidida por el Comandante en Jefe de la Armada, Almirante Edmundo González Robles, junto a la dotación de la nueva aeronave e invitados especiales.

El Almirante González señaló tras la ceremonia que "éste es un proyecto a largo plazo, que hemos ido haciendo por etapas. Éste es un hito muy importante porque es la primera expresión material de este avión. Es muy importante para la Marina porque tiene un valor estratégico y operativo que satisface las necesidades de vigilancia marítima y también capacidad de transporte y capacidad antisubmarina".

Imagen

La ceremonia fue presidida por el Comandante en Jefe de la Armada, Almirante Edmundo González Robles

Asimismo, el Comandante de la Aviación Naval, Contraalmirante Cristián Davanzo Hyslop, se mostró muy satisfecho con esta adquisición, indicando que "la llegada de esta aeronave marca el comienzo de la renovación de las unidades de ala fija de nuestra Aviación Naval. Ahora es el turno de nuestras dotaciones para demostrar sus capacidades, con el compromiso de todos nosotros de aprovechar todas sus potencialidades y tecnología para el cumplimiento de nuestra misión".

Terminada la ceremonia, y tras la bendición de la aeronave, realizada por el Capellán de la Aviación Naval, Capitán de Navío Gustavo García Fuenzalida, las autoridades recorrieron la nueva aeronave, con la que se cumple una fase más del denominado Proyecto "Alcatraz", que buscaba realizar la renovación del material de exploración marítima de la Armada, con el objetivo de optimizar la contribución que la Armada de Chile hace a diario al desarrollo del país, en ámbitos como búsqueda y rescate marítimo, vigilancia de aguas jurisdiccionales, control de contaminación y otras tareas de apoyo operativo a las demás fuerzas de la Armada.

Imagen

La unidad fue bendecida por el Capellán de la Aviación Naval, Capitán de Navío Gustavo García Fuenzalida.

El Proyecto "Alcatraz"

Nuestra Aviación Naval se encuentra en pleno proceso de renovación de sus aeronaves de ala fija, las que están siendo reemplazadas por modernas plataformas multipropósito. Al igual que la Fuerza de Submarinos y la Escuadra, quienes concluyeron exitosamente los proyectos de renovación de sus respectivas unidades, ahora es el turno a la Aviación Naval.

Un estudio realizado por la Armada concluyó que era indispensable reemplazar todos los P-3ACH, P-111 y CASA C-212 por aviones equipados adecuadamente, capaces de cumplir tanto roles del ámbito naval como marítimo, proceso que recibió el nombre de Proyecto "Alcatraz". Luego de un largo proceso de análisis y evaluación de las alternativas disponibles en el mercado internacional, fue elegido el modelo C-295 del consorcio EADS/CASA. Como señaló el Comandante de la aeronave, Capitán de Fragata Rudolf Socha Lavaud, "estas unidades tienen una autonomía de vuelo de 11 horas, lo que entrega una capacidad de cobertura muy amplia, y dado que poseen alas altas pueden operar en pistas más cortas que las normales".

Imagen

La unidad optimizará la contribución de la Armada al desarrollo del país, en ámbitos como búsqueda y rescate marítimo, vigilancia de aguas jurisdiccionales, control de contaminación y otras tareas de apoyo operativo.

Dotaciones al extranjero

El contrato con EADS / CASA se firmó en octubre de 2007, por la adquisición de las tres primeras unidades, dejando en el mismo documento una opción de compra por cinco aviones restantes.

Complementando lo anterior, se constituyó una Inspectoría Técnica de Obras (ITO) en dependencias de EADS / CASA en Madrid, España, la que se trasladó a Sevilla, una vez iniciado el ensamblaje final de los aviones. La ITO Alcatraz estuvo constituida por el Capitán de Navío Antonio Fuentes Moraga y el Sargento 2º Víctor Carreño Grendi, ambos especialistas en Aviación Naval y de dotación de la Dirección de Proyectos, Investigación y Desarrollo de la Armada en esos momentos.

Durante la Fase I del proyecto, que consiste en la construcción de las primeras tres unidades, también se realizó el primer curso de pilotos de CASA 295 en la ciudad de Sevilla España, en dependencias de la empresa Airbus Military, donde los Capitanes de Fragata Claudio Carrasco Hellwig Clliwig y Rudolf Socha Lavaud, además de los T1º Tomás Iturriaga Rodríguez y Jurgen Hartmann Rodríguez, tuvieron una destacada participación. También se consideran cursos en Estados Unidos y Canadá, orientados a algunos de los sistemas montados a bordo.

No hay comentarios: