5 nov. 2010

Submarino Thomson participó en importante ejercicio de rescate submarino en Estados Unidos

Marinos chilenos efectúan entrenamiento y actualización permanente en los más altos estándares internacionales, en procedimientos de rescate submarino y escape de lugares confinados.
Imagen
La cápsula SRC (Submarine Rescue Chamber) a bordo del SS "Siuox" antes de iniciar su descenso.
San Diego, Dirección de Comunicaciones de la Armada. En el marco de las actividades de cooperación internacional y de entrenamiento especializado que desarrolla la Armada de Chile, el submarino Thomson, perteneciente a la Fuerza de Submarinos de la Armada, se encuentra en San Diego, California, participando en una serie de ejercicios con la Armada de Estados Unidos. Entre estos ejercicios, destacan los relacionados con el rescate de submarinos siniestrados.

El ejercicio CHILEMAR II se realizó en las aguas del sur de California, entre el submarino Thomson, el USS "Sioux" y la Deep Submergence Unit, que es la unidad especializada de rescate submarino de la Armada de los Estados Unidos, teniendo como objetivo entrenar las capacidades de interoperar de ambas armadas en rescate de unidades submarinas siniestradas.

Este año la Armada realizó el ejercicio con el submarino Thomson, utilizando la Submarine Rescue Chamber - SRC (Cámara de Rescate Submarino), vehículo pensado para realizar rescates en aguas bajas (hasta 850 pies ó 260 metros), demostrando tanto la capacidad para realizar transferencia de personal con ambos medios de rescate utilizados por la marina norteamericana, como también el entrenamiento de las dotaciones de nuestros submarinos.

Imagen
El Comandante del Submarino, Capitán de Fragata Juan Pablo Zúñiga Alvayay, saludando a los tripulantes de la cápsula SRC luego de acople con el submarino Thomson.
Para el presente ejercicio el submarino se encontró posado en el fondo marino a más de 145 metros de profundidad por un lapso de 48 horas. Estas condiciones se pueden asimilar a las cuales se vieron enfrentados los mineros atrapados y rescatados en la mina San José, en Copiapó, operación de rescate en las que participó el Grupo de Tarea Naval 33, integrado por Enfermeros Navales, médicos y, obviamente, submarinistas, dejando de manifiesto el alto grado de entrenamiento que, como en este caso, existe en los especialistas en submarinos de la Armada de Chile, en lo referente a trabajo y rescate en lugares confinados y de difícil acceso.

Una vez posado el submarino en el fondo marino, se envió un Atmosferic Diving Suit (Traje de Buceo Atmosférico), cuya misión fue ubicar al submarino posado en el fondo del mar y evaluar las condiciones en las que se encontraba, incluyendo la posibilidad de efectuar el acople con la mencionada SRC. Posteriormente se bajó la Cámara de Rescate hasta efectuar un exitoso acople con el submarino, efectuando la transferencia de cuatro oficiales chilenos al interior, quienes fueron reemplazados por miembros de la dotación en la vuelta de la campana a la superficie. Al volver a la superficie sin novedad, la dotación del submarino comandado por el Capitán de Fragata Juan Pablo Zúñiga Alvayay se manifestó orgullosa de haber realizado este hito en las operaciones de rescate submarino a nivel nacional.


Un poco de historia: CHILEMAR I

Imagen
Oficiales submarinistas chilenos a bordo de la cápsula SRC.
Durante el año 2008 se llevó a cabo el ejercicio CHILEMAR I, en el cual el submarino Simpson realizó el acople y transferencia exitosa de personal hacia el Pressurized Rescue Modulen - PRM (Modulo de Rescate Presurizado), verdadero minisubmarino que puede efectuar el rescate de personal hasta los 2.000 pies de profundidad (aproximadamente 610 metros).

1 comentario:

Jean André dijo...

Mis mas sinceras felicitaciones para el Capitán de Fragata Sr. Juan Pablo Zuñiga alvayay y para toda su dotacion,que una vez mas enorgullese a nuestra Patria,efectuando una prueba y ejercicio,junto al submarino Thomson en aguas internacionales,permitiendo resultados que enorgullesen a todos los chilenos.