18 abr. 2010

Defensa asociará a Asmar con privados para su reconstrucción

Gobierno invertirá US$ 450 millones en reparar el astillero y la base de Talcahuano.

Giovanni Calabrano

TALCAHUANO,.- El Ministerio de Defensa le presentará la próxima semana al Presidente Sebastián Piñera el plan de reconstrucción de las instalaciones de la base naval de Talcahuano y del astillero de Asmar, destruidos por el terremoto y posterior maremoto del 27 de febrero.

La inversión para la primera etapa de reparaciones de Asmar alcanza los US$ 200 millones, y los trabajos en esta fase tardarán unos dos años.

De visita en Talcahuano, el ministro de Defensa, Jaime Ravinet, anunció que la empresa del Estado podrá establecer una sociedad estratégica con privados para esta gran tarea de reconstrucción.

"Aquí no estamos hablando de privatizar. Nos vamos a asociar: Asmar, empresa estatal, con algún grupo privado internacional que nos potencie este astillero hacia el siglo XXI", aclara Ravinet.

La propuesta es que el directorio de Asmar se constituya con terceros en la recuperación de los molos, diques y galpones para aumentar la tecnología utilizada en sus capacidades de reparación y mantención de naves y buques.

Lo que quedaría pendiente en la recuperación de la infraestructura es el área de servicios que Asmar prestaba a terceros para reparaciones y construcción. Su costo podría alcanzar los US$ 500 millones y el proyecto quedaría para futuro. Lo prioritario son los hangares para la Armada.

Sobre las medidas para evitar despidos, a los 900 trabajadores provisorios de Asmar el Gobierno les extendió el contrato hasta el 30 de julio, aunque 100 ya tienen ofertas de otros astilleros.

En cuanto a los mil 500 operarios de planta de Asmar, Ravinet aseguró que se reducirá lo mínimo posible y se buscará la forma de reasignarles nuevas tareas en la Armada mientras dura la reconstrucción.

El comandante en jefe de la Armada, Edmundo González, quien acompañó a Ravinet, explicó que "ese personal de Asmar es parte del apoyo que requiere la Marina para seguir funcionando. Es parte de la dotación".

La recuperación de la base naval de Talcahuano costará US$ 250 millones, y el desarrollo de las labores se extenderá por -al menos- cuatro años, según dijo el ministro de Defensa.

"La base naval y el astillero son fundamentales para la Marina de Chile. El lugar donde se encuentran instalados es una posición estratégica realmente importante para la Marina. Yo quisiera dar mucha tranquilidad: para la Marina su base siempre estará en Talcahuano", manifestó el jefe de la Armada.

MOP y demoliciones

En tanto, el ministro de Obras Públicas, Hernán de Solminihac, anunció ayer en Concepción que su cartera asumirá el apoyo técnico de las demoliciones de edificios colapsados por el terremoto por orden del Ministerio del Interior. La tarea del Gobierno es coordinar con empresas internacionales la ejecución de las labores de construcción, ya que el país no tiene la experiencia para llevarlas a cabo, pero no así los costos de las operaciones.

"Vamos a resolver los problemas legales para poder llevar adelante lo antes posible la demolición y asumir los costos que corresponda para las distintas partes", explicó el ministro.

SOCIEDAD

Jaime Ravinet explicó que distintas empresas postularán para ser socios estratégicos de Asmar, de manera de reconstituir el gran astillero del sector sur del Pacífico.

No hay comentarios: